El reconocimiento de Palestina como Estado, un acto de justicia y Paz

El reconocimiento de Palestina como Estado, un acto de justicia y Paz

El Movimiento por la Paz –MPDL-, como organización presente en Palestina desde hace 19 años y conocedora del contexto de la región, expresa su satisfacción por la Proposición no de Ley aprobada ayer por el Congreso para el reconocimiento de Palestina como Estado. Sin duda, un acto de justicia que puede contribuir positivamente a la consecución de la paz en la región.


Tras varias semanas de negociaciones entre los diferentes grupos parlamentarios del Congreso de los Diputados, el Pleno de la Cámara baja aprobó ayer la Proposición no de Ley sobre el reconocimiento del Estado de Palestina. Según el texto final de la resolución, que contó con la aprobación de la práctica totalidad de la Cámara, el Congreso “insta al Gobierno a reconocer a Palestina como Estado”. Además, pide al Ejecutivo que promueva “en el seno de la Unión Europea dicho reconocimiento (…) en el marco de una solución definitiva y global al proceso de paz en Oriente Próximo basada en la creación de dos Estados”.

Ante este hecho, desde el Movimiento por la Paz -MPDL- queremos manifestar nuestra satisfacción por el éxito de la iniciativa, en la medida que constituye un paso de gran relevancia por las siguientes razones:

  1. En primer lugar, porque, tras otorgar a Palestina el estatus de estado observador de Naciones Unidas en Noviembre de 2012, su reconocimiento ahora como Estado soberano e independiente constituye un paso fundamental en el cumplimiento de la justicia y la legalidad internacional.
  2. En segundo lugar, porque el reconocimiento del Estado español, sumado al de otros países de la comunidad internacional (Suecia ya lo ha hecho y Reino Unido, Irlanda y Francia están en vías de hacerlo), representa un acto que contribuye positivamente a alcanzar una resolución pacífica al conflicto palestino-israelí, en el marco de un proceso de negociación que garantice la paz y la seguridad a ambas partes.
  3. Finalmente, porque la aprobación del texto por parte de nuestro Parlamento, en un plausible acto de negociación y consenso del conjunto de las fuerzas políticas en él representadas, simboliza y enfatiza el reconocimiento por parte de la ciudadanía española del derecho del pueblo palestino a convertirse en un Estado libre e independiente que coexista pacíficamente con sus vecinos.

Por todo ello, instamos a los diferentes grupos políticos y al Gobierno a seguir trabajando para dar los pasos necesarios a fin de realizar, de forma efectiva y con la mayor diligencia posible, el reconocimiento del Estado de Palestina. Igualmente, pedimos al Gobierno que ponga todos los medios posibles para, tanto en el seno de la Unión Europea como del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (en su recientemente aprobada condición de miembro no permanente), apoyar acciones encaminadas a la resolución pacífica del conflicto y la construcción de la paz en Oriente Medio.

El Movimiento por la Paz -MPDL- trabaja en Palestina desde 1995 desarrollando proyectos de acción humanitaria y cooperación al desarrollo tanto en la Franja de Gaza como en Cisjordania.